22 de octubre de 2020

Chaco: Diputados Radicales, carta abierta bajo el título: “¿Quién nos protege de usted, señor Gobernador?”


No hay dudas que el momento de la Argentina en general y el Chaco en particular, no es para nada bueno y desde la oposición en reiteradas oportunidades apuntan hacia la figura del gobernador del Chaco como el principal responsable de la crisis, por malas decisiones, medidas incorrectas y hasta errores al comunicar.

En las últimas horas el Diputado Carim Peche manifestó, «No se trata de si se pone un ladrillo más o uno menos, en sus manos está en juego la salud y la vida de los chaqueños».

Además agregó, «No puede seguir improvisando, hoy abrimos, mañana cerramos, pasado decretamos feriado, nada será efectivo si no hay un plan, y porque en el medio de sus desaciertos, de sus idas y vueltas, esta la vida cotidiana de las personas», finalizó el jefe de la bancada de Chaco Somos Todos.

Además y tras el mensaje y medidas adoptadas en las últimas horas, diputados de la UCR dieron a conocer una carta abierta al gobernador de la provincia, Jorge Capitanich.

El comunicado completo:

“No es la primera vez que se le escribe para expresar la preocupación respecto del manejo de la pandemia en la provincia. A modo de síntesis, se marcó la reacción tardía a fines de la activación de los protocolos sanitarios, que era necesario realizar testeos masivos para detectar asintomáticos ya que, según investigaciones de la OMS, representan entre el 16 y el 40% de la población infectada, que había que direccionar la mayor cantidad de recursos al sistema sanitario para lo cual desde la Legislatura le dimos las herramientas legales para hacerse de esos fondos y un sinfín de otras iniciativas destinadas a contener la pandemia y planificar una salida ordenada que contenga a todos los sectores afectados.

Oportunamente se le solicitó la renuncia de la ministra de Salud por entender que no está a la altura de las circunstancias, ante la falta de respuestas de innumerables pedidos de informes, el presidente de nuestro bloque, Carim Peche, envió una nota personal a la ministra Benítez pidiendo se informe de los protocolos implementados, recursos humanos, equipamiento, insumos e infraestructura con los que se cuenta para enfrentar la pandemia. Se le respondió con información difusa y datos desactualizados correspondientes a un anexo del Decreto 443 del 23 de marzo. Advertimos que no se estaban haciendo las cosas bien y que si no se corregía a tiempo, todo empeoraría.Y así fue. Alcanzaba con comparar la evolución de la pandemia en otras provincias para darse cuenta que estábamos transitando el camino equivocado. Más tarde el propio Presidente de la Nación expresaba su preocupación por la situación sanitaria en Chaco y envió al Jefe de Gabinete, aunque todavía no sabemos muy bien para qué.Debemos decirle señor gobernador que en su último mensaje al pueblo del Chaco todos nos sentimos un poco más desprotegidos de lo que ya estamos. No hay autocrítica. Sigue responsabilizando exclusivamente de la situación sanitaria a los chaqueños “que no hacen caso” sin advertir que usted es responsable de ese comportamiento social, porque sin importar la realidad que se vivía, hace menos de un mes anunció que Chaco pasaría a fase 5. Y redobló la apuesta anunciando que entramos en una etapa de “desaceleración de la enfermedad.

Hay una enorme mayoría de chaqueños que hace 90 días confiamos en usted y nos quedamos en casa a fin de darle tiempo para que haga lo necesario para vencer la pandemia. Miles de ciudadanos que, por respetar la cuarentena, se han quedado solos, sin su familia, en particular adultos mayores que no tienen quien los asista. Otros han perdido su trabajo, cerrado su comercio o su emprendimiento. Si la intención de su mensaje fue mostrar un Estado presente y un gobernador liderando la crisis, debemos decirle con todo respeto que sigue sin lograr ese objetivo.Las vuelta a Fase 1 anunciada ayer y las medidas que acompañaron esa decisión, no hacen más que ratificar que sigue improvisando porque de verdad no sabe qué hacer. Cortar el suministro de combustible no ha hecho más que ocasionar aglomeraciones riesgosas en materia sanitaria y enfrentamientos entre trabajadores y personas desesperadas porque no iban a poder cargar su moto o su auto para ir a trabajar al día siguiente. Ni hablar si alguien debe trasladar a algún familiar o adulto mayor de urgencia por razones de salud y no tiene nafta ¿Pensó en eso señor gobernador? No, claro que no.

También se le había dicho que de situaciones como las que estamos viviendo no se sale solo, era necesario convocar a todos los sectores: universidades, profesionales e instituciones de la salud, legisladores y todo aquel que pueda aportar no solo para enfrentar la pandemia sino para diagramar una salida ordenada de la crisis. Porque salud y economía deberían ir de la mano.A esta altura de los acontecimientos, si no quiere convocar a quienes tenemos una mirada diferente y experiencia de gestión creyendo, equivocadamente, que sería una señal de debilidad política, no lo haga. Pero por favor pida ayuda, pasaron 90 días, mientras la mayoría de las provincias están regresando a su vida normal nosotros estamos escandalosamente peor.No se trata de si se pone un ladrillo más o uno menos, en sus manos está en juego la salud y la vida de los chaqueños. No puede seguir improvisando, hoy abrimos, mañana cerramos, pasado decretamos feriado, nada será efectivo si no hay un plan, y porque en el medio de sus desaciertos, de sus idas y vueltas, esta la vida cotidiana de las personas.Como oposición hemos hecho todo lo que está a nuestro alcance. La historia nos muestra que los virus más peligrosos son los de la soberbia y omnipotencia. La pregunta que nos resta por hacerle señor gobernador es ¿Quién nos protege de usted?”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *