28 de noviembre de 2020

Aumentaron los casos en Barcelona y se extreman los cuidados.

El Gobierno regional de Cataluña anunció la reimposición de medidas restrictivas a la movilidad en Barcelona y su área metropolitana, -la zona más poblada de la región-, así como a la ciudad de Lleida y su comarca para evitar la transmisión del coronavirus después del aumento de casos en los últimos días.

Según los reportes oficiales, Cataluña reportó en la última jornada 1.293 nuevos contagios, de los cuales 884 -es decir, el 68,5 %- corresponden al Área Metropolitana de Barcelona, la zona más poblada de la región y que fue duramente golpeada durante la etapa más crítica de la pandemia.

De este modo, las restricciones, según el Gobierno catalán, se mantendrían durante quince días e irán desde veto a reuniones extendidas hasta cierre de comercios no esenciales.

Se prohibirán las reuniones de más de diez personas, se reducirá el aforo de bares y restaurantes al 50 %. También se clausurarán los establecimientos de ocio nocturno. Además se recomendará a la población no salir de casa salvo por estricta necesidad y que no se trasladen a sus segundas residencias.

La consejera de la Presidencia, Meritxell Budó, que anunció las nuevas decisiones, apeló al «deber cívico» de los catalanes para que respeten las restricciones y recomendaciones para frenar la expansión del nuevo brote, porque se trata de la «última oportunidad» antes de tomar «medidas más drásticas», ya que «la pandemia continúa y avanza sin freno».

Deja una respuesta