31 de julio de 2021

Facundo Olezza, uno de los velistas olímpicos argentinos con chances de ganar una medalla

El velista de la clase Finn disputará su primera competencia del año desde este lunes en el campeonato europeo de su clase en Vilamoura, Portugal.

El velista de la clase Finn disputará su primera competencia del año desde este lunes en el campeonato europeo de su clase en Vilamoura, Portugal.

El regatista bonaerense Facundo Olezza, noveno en los Juegos Olímpicos 2016 en la clase Finn de vela, clasificado a Tokio y que disputará su primera competencia del año desde este lunes en Portugal, afirmó que su expectativa en el tramo final de su preparación para Japón es «lograr la excelencia» y que su «rendimiento sea al máximo».

«Mi expectativa es intentar la excelencia, lograr que mi rendimiento sea al máximo e intentar ser lo más completo en todos los aspectos: desde la alimentación hasta la técnica en el barco, y no descuidar ningún detalle. Esa es la mayor motivación», aseguró Olezza en declaraciones a Télam desde Portugal, quien agregó que «la química con mis entrenadores es muy buena».

«Creo que en los detalles está el mayor disfrute de este camino. En estos meses hasta los Juegos de Tokio será muy importante ajustar todo al máximo»

Olezza, de 25 años y representante del club Veleros Barlovento, de San Fernando, fue el primer argentino en clasificarse a los Juegos Olímpicos de Tokio al quedar séptimo en el Mundial de su clase en Aarhus, Dinamarca, en agosto del 2018.

El bonaerense tenía planificado competir en el Trofeo Princesa Sofía, de Palma de Mallorca, España, que iba a disputarse entre el 26 de marzo y el 3 de abril, y que fue aplazado para octubre por la pandemia de coronavirus, y en la Semana de Hyeres, Francia, del 19 al 24 de abril -cancelada por el mismo motivo-.

El regreso al agua

Olezza disputará su primera competencia del año desde este lunes en el campeonato europeo de su clase en Vilamoura, Portugal, (diez regatas, dos por día hasta el viernes 16) y participará luego en el Mundial de Oporto, en el mismo país, del 4 al 12 de mayo.

«Estos campeonatos son muy importantes a nivel internacional y me van a servir para saber donde estoy parado exactamente y qué tengo que trabajar en la recta final a Tokio. Será interesante ver el impacto de los últimos meses de entrenamientos y, obviamente, la falta de ritmo, pero eso lo tienen todos. Competir con esta situación se vuelve una sensación un poco extraña y menos frecuente y se disfruta mas», puntualizó.

El velista disputó seis campeonatos europeos: Split, Croacia, 2015 (puesto 50); Barcelona, España, 2016 (69); Marsella, Francia, 2017 (38); Cádiz, España, 2018, (22); Atenas, Grecia, 2019 (4) y Gydnia, Polonia, 2020, (7).

Olezza se convirtió el viernes 28 de agosto del año pasado en el primer representante argentino de vela clasificado a los Juegos de Tokio en retornar a las competencias -en el Campeonato Nacional de Polonia-, después de seis meses de inactividad por la pandemia.

"Olezza se perfila como candidato a una medalla en Tokio", confió a Télam Alejandro Cloos, director técnico de la Federación Argentina de Yachting. (AFP)

«Olezza se perfila como candidato a una medalla en Tokio», confió a Télam Alejandro Cloos, director técnico de la Federación Argentina de Yachting. (AFP)

Luego, el 5 de septiembre, el regatista argentino -finalista en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, 2016- obtuvo el séptimo puesto en el Campeonato Europeo en Gdynia Polonia. Y el 13 de septiembre, conquistó la medalla de plata en la Semana de Kiel, en Alemania, al quedar segundo -entre veinte competidores de doce países- en la clasificación general con 29 unidades, once más que el líder neerlandés Nicholas Heiner, subcampeón mundial el año pasado.

«Con este resultado, Olezza se perfila como un posible candidato a una medalla en Tokio», le reconoció a Télam Alejandro Cloos, director técnico deportivo de la Federación Argentina de Yachting (Fay).

Previamente, en enero, terminó quinto en la Copa del Mundo de Miami, Estados Unidos, con 57 unidades, 28 más que el ganador norteamericano Caleb Paine, al obtener la medal race (regata definitoria y de valor doble que disputaron los diez mejores clasificados en la fase eliminatoria), y en febrero compitió y ganó en la Oympic Week, de Valencia.

En su última actuación de 2020, en octubre, Olezza ganó el campeonato español de esa especialidad -al igual que en 2019 en Barcelona-, que se desarrolló en la ciudad de La Coruña al vencer en las seis regatas que disputó.

Además, Olezza elogió la iniciativa de la Federación Argentina de Yachting (FAY) de establecer una base de entrenamientos para sus deportistas en Valencia, España, con miras a los Juegos Olímpicos de Tokio 2021 y París 2024, en un proyecto, inédito en Sudamérica, que abarcará a clases olímpicas y panamericanas.

«Es un proyecto fundamental para llevar el nivel de las próximas generaciones adonde están las federaciones mas fuertes a nivel mundial», consideró. «Estar asentados en el continente en el que realizan las competencias más importantes, con más nivel, es un gran paso y atajo para que la gente que esté entrenando en Valencia pueda moverse y competir contra las grandes potencias«.

«Es un paso muy importante. El último que dio el país a nivel deporte en las últimas décadas fue la creación del Enard (Ente Nacional de Alto Rendimiento Deportivo) y esto potenciaría mucho ese camino. Para las próximas generaciones va a ser decisivo«, concluyó Olezza.

Lo leíste en #La Ribera Online

Deja una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: