26 de septiembre de 2021

Sturgeon fue reelegida y reafirmó su intención de promover la independencia

 Sturgeon recibió 64 votos de los legisladores y superó con facilidad a los otros dos pretendientes que se presentaron para ocupar el puesto.

Sturgeon recibió 64 votos de los legisladores y superó con facilidad a los otros dos pretendientes que se presentaron para ocupar el puesto.

Nicola Sturgeon fue reelecta como ministra principal de Escocia tras el triunfo de su partido en las elecciones regionales y reafirmó su intención de promover un nuevo referéndum para independizarse del Reino Unido.

«El futuro de Escocia debe ser la elección de Escocia», dijo la dirigente y afirmó que existe «un amplio consenso» de que hay que aspirar a «una sociedad más igualitaria, con una seguridad económica mucho mayor, y comprometido con un futuro sostenible para las generaciones venideras».

La líder del Partido Nacional Escocés (SNP) hizo valer su incontestable victoria en las elecciones del 6 de mayo, proceso por el que su formación ratificó su poder pero quedó a un escaño de alcanzar la mayoría en el parlamento regional.

De esta forma, Sturgeon recibió 64 votos de los legisladores y superó con facilidad a los otros dos pretendientes que se presentaron para ocupar el puesto: el conservador Douglas Ross, quien obtuvo 31 apoyos, y el liberal Willie Rennie, con tan solo cuatro.

«Es un inmenso privilegio, pero también una enorme responsabilidad y un enorme deber. Estoy lista para continuar con el trabajo de llevar a este país a tiempos mejores y más brillantes», dijo Sturgeon, según informa el diario escocés ‘The National’.

«Los países de todo el mundo repensarán y reinventarán el tipo de sociedades que quieren ser cuando salgan de la crisis. Aquí en Escocia, nosotros también debemos hacerlo. Este es un momento para pensar en grande. Es un momento para ser pioneros», subrayó en otras declaraciones vinculadas a su idea de impulsar otro plebiscito separatista.

En la consulta de 2014, con casi un 85 por ciento de participación, el «no» se logró imponer con un 55 por ciento, aunque el independentismo escocés achacó este resultado a la campaña del miedo a una salida de la Unión Europea, la cual finalmente se produjo igualmente con el Brexit.

La idea de un nuevo referendo debe ser autorizada por el Gobierno británico y el primer ministro, Boris Johnson, ya aclaró en varios oportunidades que no avalará ese proceso.

Lo leíste en #La Ribera Online

Deja una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: